Practicando...

viernes, 17 de junio de 2011

Practicando estoy con la armónica, escala de Do Mayor para arriba y escala de Do Mayor para abajo. Me duele la mano (hasta que se acostumbre) y me paso el rato soplando y aspirando, intentando tocar cada nota limpia. Pero es complicado, me frustro, la abandono un rato, vuelvo a intentarlo, me vuelvo a frustar y así sucesivamente.

¿Por qué a los 34 no tengo la misma paciencia que a los 17 cuando quise aprender a tocar guitarra? Me acuerdo que me sentaba horas y horas a maltratar al pobre instrumento, pero logré sacarle sonido. No tenía talento ni virtud, pero bien que me lo pasaba. ¿Será igual con la armónica? ¿Dejaré de sufrir en algún momento?

Suena a gran tragedia, y no lo es. Me entretengo y me gusta. Solo es la frustración la que me hace escribir...

No hay comentarios:

Publicar un comentario