Martes

martes, 8 de marzo de 2011

Día de trabajo fuera de casa, día de planear nuevas reuniones para lo que queda de semana, semana de muchas cosas pendientes por resolver... El tiempo que queda antes de mis próximas vacaciones se me pasará volando con tantas cosas entre manos. Eso es bueno, porque no me dará tiempo a pensar mucho en Budapest y en las ganas que tengo de conocer la ciudad.

Cambiando de tema, hoy se celebra el día de la mujer trabajadora. Y relaciono esta fecha con el hecho de que me pasé buena parte del fin de semana hablando, precisamente, de mujeres. El especial de madres que saldrá publicado en mayo en la revista Versión Original me tuvo dando vueltas con "Magnolias de acero" (por eso la referencia del post de hace un par de días) y "Rabbit Hole", dos películas dedicadas a la maternidad con un hilo común: la pérdida de un hijo, aunque tratadas con mucha diferencia en una y otra. Todo un universo femenino para desentrañar, curiosamente, en manos de hombres: directores y guionistas.

Y mientras anuncian lluvia en Madrid, me preparo y recojo las últimas cosas antes de salir por la puerta rumbo al trabajo. Es Martes y todavía queda mucha semana por delante...

2 comentarios:

  1. Anónimo13:24

    Pues hablando de mujeres y madres y cine... échale un vistazo a Cisne Negro que, aunque de manera muy superficial, habla en un momento dado de madres e hijas y de mujeres... no sé si te gustará la peli; yo no estoy seguro de que me haya gustado...
    Budapest... yo tampoco voy a pensar que la envidia.
    Pablo

    ResponderEliminar
  2. Cisne Negro es un peliculón... creo que cuesta procesarla, pero tiene mucha fuerza y un buen puñado de memorables momentos.

    ResponderEliminar