Me río de los mejores lugares para trabajar

viernes, 24 de septiembre de 2010

Hoy tendría muchas cosas que decir. Hay algunas personas a las que me gustaría decirles unas cuantas verdades. Pero estoy cansado de rumores, de cosas que se dicen, se comentan, se cuecen. Estoy harto del acoso, de las amenazas y de los "correveidiles". No tengo la costumbre ni las ganas ni la edad para este tipo de cosas.

Cuando crees que los demás son profesionales o, al menos, podrían actuar como tales, siempre acabas por sorprenderte. Negativamente, claro está. No, en vez de decir las cosas a la cara, es mejor utilizar todo tipo de mensajeros que tergiversan y desvían los hechos.

Lo único claro que saco de todo esto es que las etiquetas del tipo "best place to work" no son más que una mentira que únicamente intenta esconder lo peor de lo peor. Mira que he trabajado en empresas mediocres e indecentes (sí, he sido teleoperador), pero ninguna de ellas iba de algo que no era. No trataban de esconder su "hijoputez" en un maravilloso paraíso laboral donde todo son buenas intenciones. No, al menos eran sinceras: siempre te iban a putear cuando les viniese mejor. Pero la actual se llena de medallas por sus beneficios y logros, pero no es más que un disfraz para un concepto latifundista que ve al trabajador como un número esclavizado a su propia conveniencia.

Para que luego venga alguien y me diga que el concepto de empresario es una persona buena cuyo único fin es cuidar y motivar a sus trabajadores para aumentar la productividad y así crecer dentro del mercado, ganar más dinero y poder ofrecer todavía más puestos de trabajo para seguir creciendo. Yo me quedo con la versión resumida: persona buena cuyo único fin es cuidar y motivar a sus trabajadores para aumentar la productividad y así crecer dentro del mercado, ganar más dinero y poder ofrecer todavía más puestos de trabajo para seguir creciendo. Y agrego: sin importar a quien se llevan por delante. ¡Vergüenza debería darles!

3 comentarios:

  1. Siento mucho que tengas esa situacion en el trabajo, lo peor es la hipocresia y cuando los compañeros entran en la dinamica de la empresa y empiezan a fabular, ya sabes que si necesitas algo, aunque sea charlar para desahogarte llamame, Besos

    ResponderEliminar
  2. Anónimo15:28

    No todos son iguales hijo, que malo que tu experiencia sea esa, bueno en relidad siempre he trabajado con personas agradables y solidarias y ahora en familia.
    Paciencia y tiza, ya vendrán tiempos mejores estamos rezando para eso
    Mamá

    ResponderEliminar
  3. Anónimo21:08

    Piensa que siempre puedes sacar algo de los peores trabajos, la gente que has conocido y que te quiere. Ya se que eso no ayuda a pagar las facturas, ni a cotizar a la seguridad social pero tambien estoy convencida de que va a llegar tu momento y podras mirar hacia atras con otros pensamientos.
    La Mar

    ResponderEliminar